NACIONALES
Un día como hoy hace 7 años operaban a Néstor Kirchner
12 de septiembre de 2017
Así es queridos seguidores de BaS. Hace 7 años nos despertábamos con los titulares en todos los diarios y las noticias en todos los canales y radios sobre la operación de Néstor Kirchner. Otra vez en el Sanatorio Los Arcos de Palermo. Igual que en febrero de ese mismo año. 2010. Otra vez una afección cardíaca.

Según contaron algunos Medios ese 12 de septiembre, decían que la operación había sido requerida de urgencia. Le habían practicado una angiplastia. Hacía siete meses había sido operado de la carótida.


El primer parte oficial fue dado a la 1 de la mañana del día 12 de septiembre. Es decir nos enteramos el 12 de septiembre pero fue operado el 11 de septiembre de 2010.

Las versiones fueron varias. Lo cierto es que Kirchner había sido sometido a una angioplastia en una de las arterias coronarias, luego de un chequeo médico programado realizado en la Clínica Olivos, ubicada a siete cuadras de la residencia presidencial. Le colocaron un stent. 

En el Sanatorio de los Arcos, Kirchner ya había sido operado en febrero de ese mismo año por el médico Víctor Caramutti, a raíz de una placa ulcerada sobre la carótida derecha que motivó la intervención de urgencia. Aquella vez estuvo internado cuatro días.

El entonces ex Presidente y Diputado Nacional, reasumió como presidente del Partido Justicialista, cargo al que había renunciado después de su derrota electoral de junio de 2009 en la provincia de Buenos Aires. A eso le sumó, en mayo, el cargo de secretario general de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur). Y a eso le sumó el 21 de septiembre un gran acto con la Juventud en el Luna Park. No habló. Pero estaba conmovido. Emocionado. Quizás hasta podríamos pensar en cierta bronca porque le dijeron que no podía hablar. Y no era precisamente de los que acataban órdenes.


 “El 27 de octubre de 2010 murió su padre. Y lo que ellos ya estaban construyendo desde hacía años se hizo voluminoso. No se generó de la nada, sino que con lo que ya se había hecho en los seis años anteriores. Pero en la mirada pública, los jóvenes salieron de debajo de la alfombra.
–Entonces se multiplicaron, se mezclaron todos los relatos sobre La Cámpora. Si íbamos por los contratos, si éramos hijos del poder. Aunque no lo admitan ni hoy, tuvieron que reconocer que había muchos pibes y ellos no lo veían. Yo me acuerdo de una nota de Tenembaum que salió entre el acto del Luna Park y la muerte de Néstor, que hablaba de la “mística prefabricada”. Ésa es la visión de ellos. El simulacro. Ellos no creen y suponen entonces nadie cree. Un mes después se muere Néstor y salieron a decir que lo armó Fuerza Bruta. No lo pueden explicar. Se van por la tangente. Estaba en el aire. Yo lo había olido en el Luna Park, ese magma. Sobre la salud de Néstor, yo percibía. Pero el tipo lo tenía decidido, iba a seguir (…) Pero qué podés hacer. Lo podés sentar, le podés decir lo que vos pensás, lo que vos preferís. Pero es su vida, son sus decisiones. Antes del acto del Luna Park, cuando recién salía de la internación, yo le decía “no vayas, no vayas”. “no – me decía-, quiere hablar tu vieja pero voy a hablar yo porque los pibes me quieren escuchar”. Logramos que no hablara. Vos ves las imágenes y le ves la emoción en la cara, en los ojos. Trato de no ver el video, no lo resisto (…) te desilusionás muchas veces pero volvés a creer”, así recordaba Máximo Kirchner a Néstor, su padre en el libro Fuerza Propia, de Sandra Russo.




Eran otros tiempos quizás. O no. Pero sí para jóvenes como Facundo Moyano. Que visiblemente consustanciado con Néstor y Cristina agitaba las consignas desde el escenario del Luna Park aquél 21 de septiembre.

No eran tiempos de tapas de revistas ni modelos. No está mal. Lo que está mal es no reconocerlo y haber cambiado las banderas por las tapas.

Vermouth con papas fritas y good show.

Mirá el video:



Etiquetas
Comentarios