Río Gallegos

23 de octubre

Impactante acto de Cristina en el Cilindro de Avellaneda

Miles de argentinos colmaron el estadio de Racing para escuchar el discurso de cierre de campaña de la candidata a senadora por la provincia de Buenos Aires de Unidad Ciudadana, Cristina Kirchner.  

La llegada al estadio Juan Domingo Perón fue complicada por un extraño inconveniente: el tren Roca -el medio de transporte  más cómodo para llegar al estadio de Avellaneda- tuvo una “falla en el sistema de electricidad”. 

El problema llevó a que la multitud que se trasladó a Racing rememore al 17 de octubre de 1945, cuando miles de argentinos se trasladaron a la Casa Rosada para pedir por Juan Domingo Perón, desplazado de sus cargos de ministro de Guerra, vicepresidente y ministro de Trabajo.

Los trabajadores en ese momento marcharon desde las localidades del Conurbano y hasta de La Plata para pedir por Perón que simbolizaba la reivindicación laboral. Algo similar ocurrió con Cristina Kirchner, que simboliza el retorno de las políticas de inclusión social del kirchnerismo.

En el acto de Racing, Cristina Fernández pidió a la multitud que fue a Racing  a conseguir “dos votos” cada uno para derrotar a la alianza oficialista Cambiemos en las elecciones legislativas del próximo domingo.

“Si Perón y Evita estuvieran aquí, ¿a quién votarían?”, preguntó la ex presidenta a la multitud que colmó el estadio de Racing y a lo que completó: “Evita a Cristina; Perón a Taiana y los dos juntos a Unidad Ciudadana”.

En su mensaje, que duró una media hora, la candidata por Unidad Ciudadana cargó contra el gobierno nacional cuando dijo: “Basta ya Macri con tanta malaria para el pueblo”.

“Hoy qué diferencia puede separarnos de quienes somos peronistas frente a un gobierno que está haciendo las cosas que está haciendo”, fue uno de los latiguillos que le sirvió a la candidata para subirle un poco más al tono peronista del frente Unidad Ciudadana.

Incluso, en el arranque de su discurso, la ex presidente señaló que “en esta víspera del 17 de octubre, no vamos a recordar la historia sino venimos con la vocación política que significa pertenecer a un espacio político que siempre ha hecho honor a la lealtad”.

“Hoy tenemos un gobierno que prometió el oro y el moro, prometió pobreza cero, que no había tarifazos, que no ningún trabajador pagaría impuestos a las ganancias, que todo lo bueno se iba a respetar y que solo se mejoraría lo que estaba mal, y hoy aquí después de 20 meses de gobierno podemos comprobar que la única lealtad de Macri es a los grupos concentrados de la economía”, agregó.

También enfatizó que “aunque no seas peronista, te tenés que dar cuenta que lo que está pasando no es bueno para la Argentina, ni para vos ni para tus hijos, o acaso es bueno este endeudamiento brutal sin límites que deberán pagar nuestros nietos”.

Durante su mensaje, Cristina criticó a la candidata a senadora nacional por el frente 1País Margarita Stolbizer, quien fue miembro informante del proyecto de flexibilización laboral del gobierno de la Alianza, que presidió Fernando de la Rúa, y “pidió el voto para aprobar esa ley contraria a los trabajadores”.

“No vengo hoy a prometerles que no los voy a traicionar porque nunca los traicione con mi conducta”, remató.

Hizo una mención al caso del joven Santiago Maldonado, desaparecido en Chubut, de quien dijo: “Nadie se hace cargo y todavía no sabemos dónde está”.

Y además hizo referencia a la dirigente de la Tupac Amaru Milagro Sala, a quien -según su interpretación- detuvieron “violando todas las convenciones internacionales”.

“Si estás mal porque creíste en lo que te prometían, creíste las cosas que te dijeron, prometieron y no te cumplieron ninguna, si estás mal no votes más mentiras”, remarcó. Luego, Fernández de Kirchner apuntó que Unidad Ciudadana hizo “una hazaña democrática” en las PASO de agosto porque derrotó a Cambiemos, que contó con “el aparato del Estado y todos sus recursos desplegados de manera casi obscena, con el presidente de la República y la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, como jefes de campaña de Cambiemos en lugar de jefe de Estado de todos los argentinos”.

“Cada uno de ustedes debe convencer a dos más de lo que no nos votaron para ponerle un freno” al gobierno, instó la candidata para desatar el grito de “Cristina senadora”.

Entonada por el apoyo de su público, Fernández de Kirchner le respondió a Macri, quien hace un tiempo dijo que si pudiera, contrataría una nave espacial y mandaría a la luna a los cerca de 600 argentinos que son los “verdaderos responsables de la eterna decadencia del país”.

“No nos vamos a la Luna, nos quedamos en la Argentina, en nuestra tierra, en nuestra patria. Nadie nos va a mover”, desafió la ex presidenta y desde las tribunas contestaron con el “Vamos a volver, vamos a volver”.

Ya casi en el cierre de su mensaje, la ex mandataria remarcó que “Argentina no es una sociedad anónima, es la patria y es de todos”.

Fernanda Vallejos, quien encabeza la nómina para Diputados, advirtió en la apertura del acto que “enfrentamos un gobierno que acumula el poder político de la Nación, de esta provincia de Buenos Aires y de la Ciudad”.

“Nos hablaron de pobreza cero pero expandieron la desocupación y la desigualdad, nos dijeron que tenían el mejor equipo de los 50 años y en lo único que han sido efectivos es en recortarle el salario a los trabajadores y los ingresos a los argentinos”, agregó.

Por su parte, el candidato a senador nacional Jorge Taiana confió en que “no nos van a ganar porque tenemos la única fuerza invencible, la del pueblo” y resaltó que “tenemos a la mejor candidata de todas, pero tenemos que acompañarla”, en alusión a Cristina Fernández.

Máximo Kirchner “La política del corto metro no sirve”

El diputado nacional Máximo Kirchner estuvo ayer en Chivilcoy, donde participó de un encuentro con los referentes de la lista local de Unidad Ciudadana, Fernando Poggio y Costanza Alonso y de militantes, en un acto que se llevó a cabo en el salón de actos de la Asociación Bancaria.

A su turno, el diputado Máximo Kirchner expresó que “el esfuerzo que tenemos que poner, muy alejados de la política de corto metro, es que este gobierno cumpla con lo que prometió” y  recordó que los representantes de Cambiemos dijeron que “no iba a haber tarifazos y ahora hay millones de argentinos que tienen que pagar el gas en cuotas. Prometieron más trabajo y hay menos trabajo. Pareciera que cada promesa hecha en aquel debate, significó todo lo contrario”.

“Cuando uno ve a quien fue ocho años presidenta recorrer metro a metro la provincia, convocando constantemente a la unidad ¿cómo puede ser que algunos compañeros todavía estén resentidos por algún cargo más o menos, cuando se juega el destino de la gente?”, se preguntó y pidió disculpas “si alguno fue maltratado, pero de ser así hay que saber ver que esa política del corto metro y la construcción desde el resentimiento, no sirve, porque eso es lo que nos diferencia de quienes nos gobiernan”.

Seguidamente, el legislador afirmó que siempre propulsaron un modelo de país “donde aquel dirigente que protestaba podía cortar las rutas generando desabastecimiento, hoy es senador”, para luego comparar  con el actual modelo de país en que “siete personas cortaban rutas y hoy falta una. Esa persona que el estado niega, fabula e incentiva que está en Chile y que si no aparece no va a poder seguir haciendo tatuajes y no va a poder ser padre y si no aparece, quiere decir que estamos viviendo en un país muy diferente”, haciendo mención al caso de Santiago Maldonado.

Se preguntó luego “¿cómo se puede correr a Cristina con Néstor? Porque esa mujer, que se quedó sola aquel 27 de octubre, se la querían llevar puesta, sin embargo se puso de pie, dejó de lado su dolor y siguió para adelante, no especuló, sabía lo que tenía que hacer”.

Luego, agradeció a cada uno de los intendentes de Chivilcoy “que pusieron en valor el esfuerzo de Néstor y Cristina” y agregó que “no voy a venir a hablar mal de ningún ex ministro de Cristina, porque las cosas se dicen en la cara, no por los medios como nenes enojados”.

Finalmente, recordó que la última vez que sus padres estuvieron juntos en un acto, fue el 22 de octubre de 2010 en Chivilcoy. El acto concluyó con el Himno Nacional y la marcha peronista.

Ya oficializaron las boletas para las elecciones legislativas

A 11 días de las elecciones, la Justicia electoral oficializó las boletas que se utilizarán en los comicios legislativos.

A diferencia de las papeletas diseñadas para las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO), en esta ocasión llevan una leyenda que identifica a las "elecciones generales".

 

Las boletas de todos los distritos del país para los cargos de diputados y senadores nacionales pueden ser consultadas en la web del Poder Judicial.

Desde los partidos políticos recomiendan a los votantes revisar el sufragio antes de ingresarlo al sobre para evitar confusiones con las boletas viejas.

El calendario electoral establece que desde el 14 de octubre estará "prohibida" la publicación o difusión de encuestas o sondeos de opinión y pronósticos electorales.

Mirá como Cristina Kirchner baila zumba

La ex presidenta y candidata a senadora de Unidad Ciudadana, Cristina Kirchner bailó en su recorrida por el conurbano y el video con sus pasos se viralizaron en las redes sociales.

Cristina estuvo en el Club Deportivo Suárez en la localidad de José León Suárez, en el partido de San Martín. Allí presenció un torneo de fútbol femenino y luego estuvo con jóvenes que aprenden el oficio de barbería.

 

Luego compartió un momento con vecinas que asisten a clases de zumba y allí es donde fue filmada.

La insólita elección en Argentina en la que Mauricio Macri celebró la victoria pero luego ganó Cristina Kirchner

*Por Veronica Smink, para BBC Mundo.

Era el primer enfrentamiento en las urnas entre el partido de gobierno (Cambiemos) y el de Cristina Fernández de Kirchner (Unidad Ciudadana) desde que la exmandataria dejó el poder en 2015.

Si bien se trataba de elecciones legislativas, y primarias, en lo simbólico era una lucha de titanes: ¿quién ganaría la provincia de Buenos Aires, el principal bastión electoral de Argentina y "la madre de todas las batallas"?

Los comicios se realizaron con normalidad el pasado domingo 13 de agosto.

La concurrencia a las urnas fue alta y más alta aún era la expectativa sobre lo que iba a pasar.

¿Podrían los resultados acaso marcar el regreso político del kirchnerismo, la fuerza que gobernó Argentina durante 12 años y fue vencida por escaso margen en 2015 por Mauricio Macri?

Varias encuestas y analistas habían anticipado el triunfo de la lista encabezada por Fernández de Kirchner, quien se postuló como senadora.

Incluso los mercados se hicieron eco de esa anunciada victoria y el dólar registró fuertes alzas en los días previos a la elección.

Pero en la noche del 13 de agosto llegó la sorpresa: a medida que se realizaba el recuento provisorio de votos, las cifras iban mostrando una fuerte ventaja de Cambiemos, el partido de Macri.

Contra todos los pronósticos, durante un par de horas la brecha que separaba a los candidatos de Cambiemos -encabezados por el exministro de Educación Esteban Bullrich- de la lista kirchnerista se fue agrandando y agrandando.

Y pasadas las 22 horas, cuando muchos argentinos ya se comían las uñas esperando saber el resultado, el oficialismo salió de su búnker y habló con la prensa, en medio de una fiesta.

"Qué día lindo en la historia de nuestro país, un día muy importante. Tengo mucha emoción", dijo el presidente Macri, quien encabezó las celebraciones.

En ese momento, el recuento parcial mostraba una victoria del macrismo en los principales distritos del país, incluyendo en la estratégica provincia de Buenos Aires, la más poblada de Argentina, donde el oficialismo registraba una ventaja de varios puntos.

La gobernadora macrista de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, también celebró los resultados.

"Un gracias grande como esta provincia a los que nos votaron, a los que nos acompañaron, a los que nos creyeron. Hemos hecho una gran elección", dijo.

Todas las pantallas de televisión mostraban la enorme ventaja que llevaba Cambiemos en la estratégica batalla Bullrich-Fernández: casi 37% para el macrista contra los 31,5% de la líder kirchnerista.

Apenas se había contabilizado el 20% de las mesas pero varios analistas aseguraban que era una tendencia irreversible.

Y tras los festejos oficialistas todo el mundo se quedó esperando la reacción del "búnker K".

"¿Qué dirá Cristina?", se preguntaban todos.

La respuesta de Cristina

La gran incógnita en esos momentos era si la exmandataria, famosa por no reconocer errores, admitiría la victoria de su rival, como ya había hecho el candidato que estaba tercero, Sergio Massa.

Pero nada. Fernández no habló. La jornada electoral llegó a su fin y muchos argentinos se fueron a dormir festejando o lamentando el triunfo del oficialismo.

Eran casi las 4 de la mañana del día siguiente cuando Cristina Fernández de Kirchner finalmente tomó el micrófono y se pronunció.

"Hemos ganando en la provincia de Buenos Aires", sentenció.

El escrutinio provisional ya se había frenado. La última cifra (con el 95% de las mesas contabilizadas) mostraba un "empate técnico": 34,19 para Cambiemos contra 34,11 de Unidad Ciudadana.

Pero Fernández se mostró segura de su triunfo y acusó al gobierno de manipular el recuento provisorio para poder "montar un show para que salga en el prime time de la televisión".

"Es una ofensa a los ciudadanos que hoy fueron a votar", acusó, tildando de "bochorno" la demora en los resultados provisorios.

Y 16 días después, la Justicia electoral le dio la razón.

A través de su cuenta en Twitter la Cámara Nacional Electoral informó que, efectivamente, la exmandataria salió primera en la carrera electoral.

En declaraciones a una emisora local, el director nacional electoral Fernando Álvarez dijo que Fernández de Kirchner venció a Bullrich con una diferencia del 0,2% de los votos.

"Es una diferencia muy pequeña, una diferencia mínima, una diferencia sin precedente", destacó Álvarez en Radio Mitre.

Los datos finales del recuento definitivo de votos -el único con validez legal- muestran que la candidata de Unidad Ciudadana se impuso con el 34,27% de los votos contra el 34,06% de Cambiemos.

Es decir, solo 20.324 votos separaron a un partido del otro.

Victoria simbólica

En la batalla simbólica entre el macrismo y el kirchnerismo, este pequeño guarismo se torna gigante.

En Argentina pocos miran el detalle de los resultados… ya sea que se hable de elecciones o de fútbol, lo único que importa es quién ganó.

Y este exitismo es aún más pronunciado cuando se da en el contexto de "La Grieta", como se llama en el país a la polarización entre kirchneristas y antikirchneristas.

¿Pero qué significado real tiene este triunfo?

"Tendrá un impacto mediático y será una herramienta más de campaña, pero lo que cuenta es lo que ocurrirá en las elecciones generales del 22 de octubre", señaló el analista político y profesor de la Universidad de Buenos Aires Miguel De Luca.

De Luca dijo a BBC Mundo que los resultados de las primarias harán que muchos electores "repiensen su voto" de cara a octubre.

"Se llaman votantes estratégicos y en elecciones pasadas representaron a cerca del 3-4% del electorado", explicó.

Se trata de votantes que en las primarias no optaron ni por el macrismo ni por el kirchnerismo pero que dado el escenario de las primarias ahora elegirán a una de esas dos fuerzas.

Y esta polarización definirá al ganador o la ganadora, ya que -se espera- romperá la actual paridad entre los candidatos.

Todos festejan

Mientras tanto, desde ambos lados de La Grieta festejan los resultados oficiales de las primarias.

Fernández convocó para este miércoles un acto en un estadio en La Plata -la capital provincial, donde se realizó el recuento definitivo- en el que celebrará junto con los intendentes de su partido la victoria que se le negó el pasado 13.

Se anticipa que no ahorrará críticas hacia el gobierno, al que acusa de haber jugado sucio.

Sin embargo el macrismo también buscará darle un sesgo positivo a los resultados electorales.

Ya la gobernadora Vidal -quien negó haberse adjudicado la victoria en Buenos Aires- había adelantado que el recuento final daría una diferencia menor a un punto, lo que consideró un "empate técnico".

"A lo mejor la expresidente está decepcionada porque esperaba sacar más votos", aguijoneó en una entrevista con radio Mitre, sobre el enojo de Fernández.

Los simpatizantes del gobierno resaltan que Cambiemos ganó las elecciones primarias por diputados en Buenos Aires.

Y en cuanto a la polémica competencia por senadores, señalan que aunque Fernández haya ganado, ese 34% de los votos que obtuvo son "un papelón" si se considera que cuando fue reelegida presidenta, en 2011, había sido votada por cerca del 56% de los bonaerenses.

Los partidarios del gobierno buscan, además, poner el foco en otro lado: resaltando que, a pesar de los problemas económicos, lograron imponerse en los principales distritos electorales del país, incluyendo exbastiones peronistas.

Pero a pesar de sus mejores esfuerzos, lo cierto es que en el país del exitismo esta semana la ganadora es una sola y nadie podrá quitarle su triunfo a Cristina Fernández de Kirchner.

Máximo K: “Yo sé que vendrán buenos tiempos”

El diputado nacional Máximo Kirchner participó de un acto en la localidad de Villa Maipú, junto a los candidatos a concejales de Unidad Ciudadana del partido de General San Martín, donde le pidió a los presentes "salir a convencer a los vecinos sin preguntarle a quien votó. Ir a escucharlo y que vea cuales son las propuestas que tenemos para él".

Máximo sostuvo que “esto puede cambiar”, y que el encuentro que se desarrolló en el Club Almafuerte era “un ejemplo para aquellos todavía no se animan, y que puedan empujarlos a creer”.

Para Máximo, “los que gobiernan sabían muy bien cuales eran las consecuencias que iba a tener este plan económico para los sectores populares. No les están saliendo mal las cosas al gobierno: les están saliendo muy bien”, sostuvo, y agregó: “Por eso es importante que tengan en claro que en esta elección lo que se juega es si para gobernar un país solamente hacen falta los medios de comunicación o si se tiene que gobernarlo con todos ustedes adentro”.

“Les digo a los que tienen 20, 22 años, que conocen el 2001 solamente por videos. No todos los dirigentes son iguales: con algunos dirigentes nos sacamos al FMI de encima, mientras otros encabezan un festival de la deuda, endeudando a todos los argentinos a 100 años”, afirmó el dirigente del FPV, que al mismo tiempo consideró que “vivimos en un país en el que ustedes no pueden perder la fe. Estoy confiado porque sé de la inteligencia natural que tiene nuestro pueblo”.

Máximo aseguró que “pareciera que este gobierno piensa tensar la cuerda con su pueblo hasta límites insospechados”.

“Tiempo atrás el presidente del Banco Nación dijo que los argentinos habían vivido una fiesta de consumo, que no podía ser que ustedes tuvieran un celular o un aire frío-calor,
porque parece ser que para ellos lo único que está bien es que en la bolsa estén de fiesta”, recordó.

En este sentido, Máximo sostuvo que “la responsabilidad que tenemos todos nosotros es ser lo más fuertes posibles frente a un plan económico que lo que quiere es potenciar es enormes ganancias para los mismos de siempre y enormes miserias también para los mismos de siempre”.

 “Por eso -continuó- lo que tienen que hacer es salir a convencer a los vecinos sin preguntarle a quien votó o que hizo. Ir a bancarlo, decirle que se anime, que vuelva a confiar y que vea cuales son las propuestas que tenemos para él”.

En otra punto de su discurso, Máximo señaló que “hay muchos que andan por todos lados, como parece que ahora es negocio hablar mal de gobierno, quejándose de las consecuencias, pero si ellos no hubieran votado como votaron lo de los fondos buitres no hubiera pasado. Sería bueno que los que piden autocrítica, alguna vez la empiecen a ejercer en este país”.

Y señaló que “el gobierno tiene que dejar de ser de teflón, parece que todo le resbala: si sube el dólar la culpa es de Cristina, si se siente mal un viernes a la noche la culpa de Cristina, que el gobierno es culpa de Cristina ¿Cuando va a empezar a gobernar el país este hombre?”

“Queremos que se haga cargo y gobierne para todos los argentinos, nada más”, exigió. 

Por último, sostuvo al auditorio que “si ustedes no aflojan van a venir buenos tiempos. Si nos hacemos escuchar van a venir buenos tiempos. Van a tener que ceder a la presión del pueblo: el pueblo quiere comer, quiere irse un ratito de vacaciones, quiere mirar el fútbol y disfrutar la familia. No quiere excusas, quiere responsabilidad de sus dirigentes, y eso es lo que nosotros queremos poner en valor para que vuelvan a reinar en la “Argentina el amor y la igualdad”.

Máximo K: "Tenemos una gran ventaja: la persona que conduce no tiene otro Jefe que al pueblo"

En la recta final de la campaña para las elecciones primarias, Máximo Kirchner participó este viernes a la noche de un plenario de fiscales de Unidad Ciudadana ante más de 500 mujeres.

En su alocución, Máximo recordó el discurso del 9 de diciembre que dio CFK al dejar  la presidencia: “Aquella plaza llena de gente, escuchándola y apoyándola, tiene que estar muy en la memoria de ustedes. Siempre digo que miren y escuchen ese discurso y el del 13 de abril, cuando la sociedad fue a acompañarla a Comodoro Py, donde fue la primera dirigente que empezó a advertirle al pueblo sobre las consecuencias de las políticas que se estaban tomando”, remarcó.

“Se la trató de loca, se la maltrató en todos los medios, pero logró algo muy importante: demostró que las mujeres argentinas, aún en los peores momentos, hasta cuando pierden al compañero de su vida, son capaces de sacar adelante un gobierno, así como ustedes son capaces de sacar adelante sus hogares aún en estas crisis. Sé que no van a aflojar”, afirmó.

“Lo que les molesta de los doce años que pasaron es que demostramos que había otra forma de gobernar. Pero volvimos a caer en lo mismo, en estos dirigentes que dicen que van a cambiar todo y el otro día, cuando asumen, te salen con la pesada herencia”, señaló.

“Yo conozco ese lugar, sé cómo es y les puedo asegurar que si el presidente está gobernando de esta manera es porque quiere, porque le conviene a él y a una pequeña cantidad de privilegiados, en Argentina y afuera. Nosotros ya demostramos que existe otra manera”, aseguró.

Para ir cerrando Máximo dijo: "Les pido disculpas porque nosotros también confiamos en gente que no tendríamos que haber confiado, gente que al primer chasquibum salieron corriendo en contra de la gente que lo había votado".

 Al final de su alocución Máximo ironizó: "Estamos ante un Presidente que simuló un viaje en colectivo y encima se agarraba mal. Porque quiere decir que nunca viajó en colectivo".

 "La básica que se abra ahora, que siga después de octubre porque florecen un montón de locales y después cierran todos", pidió Máximo.

 "Tengan fe, tengan ganas, que no los quiebren, no pierdan la capacidad de creer. Preferimos el maltrato de ellos pero el buen recuerdo de ustedes", sentenció.

Mirá los primeros spots para las PASO en la provincia de Bs. As.

Unidad Ciudadana - "El mensaje es tu voto": El espacio que lleva a Cristina Fernández de Kirchner y Jorge Taiana como precandidatos al Senado centró su primer spot en la gente y en el mensaje que se le puede dar al Gobierno en las elecciones en contra de sus políticas  que afectaron a la gente: tarifazos en los servicios y el transporte, despidos, aumentos en los precios, aumentos en los medicamentos y la pelea paritaria de los trabajadores.

Cambiemos - "Somos nosotros": El oficialismo bonaerense muestra a sus dos precandidatos al Senado -Esteban Bullrich y Gladys González- pero la encargada de dirigir el mensaje es la gobernadora María Eugenia Vidal en donde insiste con la gestión de la alianza en la provincia de Buenos Aires y repasa las obras que se pusieron en marcha.

1País centró su spot en los dos precandidatos a senadores: Sergio Massa y Margarita Stolbizer. Justamente el líder del Frente Renovador es quien protagoniza el spot y no se la puede ver a la titular del GEN. El mensaje es contra las políticas del Gobierno de Mauricio Macri..

Subscribe to this RSS feed

Comentarios