Río Gallegos

19 de noviembre

La redistribución de la pobreza

  • Published in ANALISIS

Lista:

1- Perdimos.

2- Cristina entró y volvió. Es Senadora. Ellos trabajaron para que ella no entre, no para que entre Bullrich que no le importa a nadie.

Cristina es lider de un grupo enorme de gente que trabaja por la construcción de determinado sistema con determinados valores y con hechos consumados y probados durante doce años de cambios profundos en la matriz política y social de una nación.

Bullrich no.

Macri, Vidal y Carrió, sí son líderes de un grupo enorme de gente, que hacen de la destrucción de su enemigo su norte, y si de paso se puede construir algo, vemos.

Pero los votan por la destrucción de lo que "pasó" en el país. Las ideas de ellos funcionan por oposición directa a lo que se constituyó como status quo durante doce años.

Falta bastante, si es que algún día llega, para la instancia en la que le pidan a Macri, Vidal y Carrió, una idea genuina y fresca que construya.

De momento, todo lo que le piden a ellos tres es que sean todo lo más distinto (o diferente, bruto) posible al kirchnerismo.

3- Cristina es la persona, mujer, ex candidata, hoy senadora, con más votos dentro del espectro nacional y popular (peronismo, kirchnerismo, como quieras). Contados y sonantes. Todo lo demás son sanas expresiones democráticas, en un libro de cuentos. Ninguna persona que se sume a Cristina del arco opositor le va a restar votos a ese frente con tantos votos contados. Esto es: si por ejemplo Massa, Randazzo, Urtubey, o quien sea se suman al armado de la persona con más votos, posiblemente el caudal de votos del frente que lleve adelante a la persona con más votos (en este y cualquier caso es Cristina), crezca. Nadie que haya votado al frente de Cristina va a dejar de votar a ese frente si se suma cualquiera de esos tres. Inversamente, es todo lo contrario. Si Cristina o el frente de Cristina se sumara a 1País, CUMPLIR o a Urtubey, esos frentes tendrían votos que saldrían corriendo del lugar por una cuestión de lógica infantil absoluta: si hubieran querido votar a Cristina votaban a Cristina ahora. Además quien pierde acompaña, toda vez que se entienda que la cuestión nacional y popular no sabe tanto de sellos sino de ideología y acción concreta. Bien. Ganó Cristina. Tiene más votos. Ella conduce.

4- Que ella conduzca no quiere decir bajo ningún concepto que ella vaya a ser candidata a nada en 2019. La conducción no siempre implica candidaturas ni cargos. Para el 2019 falta una eternidad y lo que hoy hay que hacer, es lograr un frente que no vote tantas cosas contra el pueblo pero que fundamentalmente, proponga cosas a favor del pueblo.

5- Es lógico que muchos y muchas ahora gritemos "hay que unirse" pero los Reyes Magos no existen. Perdimos hace menos de 24 horas y quienes perdimos somos los que consideramos "los buenos".

6- Rodríguez Saa hizo una genialidad de campaña entre las PASO y la segunda, que mostró que no sólo conoce a su electorado sino que conoce a la política como viejo lobo. Se bajó para subir y se va a quedar ahí abajo, que es ahí arriba.

7- Otras experiencias aventureras no han servido ni para formar un frente con una base concreta, ni para hacer épica, ni para conseguir cargos.

8- Hablar de base de votos de determinada agrupación militante es un error infantil de "gol del honor" en un mil a cero en un partido que ni jugaste, sino que estabas vendiendo panchos en la popular: si así fuera, otra agrupación metió más de 3.000.000 de votos y nadie jamás podría suponer semejante payasada desde esa otra agrupación.

9- El macrismo existe y es una bestia gigantesca en todo sentido. Fundamentalmente, el país adora al macrismo y al presidente, a su baile, a su manera de hablar y a su manera de hacer política. Prefieren abiertamente los aumentos porque consideran que es mejor y más sano para el futuro, prefieren la apertura de importaciones porque creen que así estamos más cerca del mundo y creen que una reforma laboral que iguale para abajo, impera, porque así la redistribución de la pobreza hará que haya menos indigentes que suban a pobres y más clase media que pasen a pobres: con las reformas laborales que se vienen, es posible que existan más puestos de trabajo, todos cobrando menos, trabajando la misma cantidad de horas. Son dos modelos de país y ese modelo de país de servicio y pilotos de drone es lo que la mayoría elige para sus hijos.

10- El escarnio público (de todo el mundo, externo e interno o "semiinterno") al militante o votante o simpatizante nacional y popular (o quien no haya votado a los ganadores de la faena) ahora se multiplicará hasta la locura en forma de agresión directa o burla silenciosa de pena. Tendremos que callarnos la boca sin dejar de movernos. Entrar en peleas, subestimaciones, insultos y agresiones sólo nos va a llevar a aislarnos: ahora los raritos y raritas somos nosotros, que bancamos a esta gente loca y todo eso que ellos creen.

11- Jamás el macrismo, desde Boca Juniors hasta este poder grandote, nos subestimó. Nosotros sí, todo el tiempo, y lo seguimos haciendo. Es hora de empezar a respetar al macrismo (de verdad), entendiendo que ganaron 2015 (carajo, muchos no lo habían entendido) y sabiendo que ahora revalidaron todos sus títulos y se confirma que el país y su gente prefieren esto (si es que era necesario confirmar algo).

12- No vamos a perder la alegría jamás. No vamos a perder la voz jamás. No vamos a dejar de hacer, hablar, movernos y ser felices, jamás.

13- Cristina entregó todo lo que pudo y bastante más y por más que te digan que es "por los fueros", no sólo les podemos recordar que no tuvo fueros dos años sino que si la hacen como a ellos les encanta, le sacan los fueros y avanzan. Cristina hace esto porque tiene una responsabilidad histórica, un altruismo de leyenda y una entrega hasta el final. Cualquier persona que se considere dentro del espectro nacional y popular que no sea agradecido y agradecida de lo que ha hecho esta mujer este año, en realidad le tiene bronca por otras cosas o tiene broncas por otras cosas que quizás ni sean contra ella pero las ponen en ella. Bueno: ella también pone el pecho y la espalda para esas broncas. dispuesta a que le tiren lo que sea.

Ahora está ahí, con más votos que nadie de este lado de la grieta, y quiere que te sumes o que vuelvas. Depende de vos.

14- Todos y todas tenían razón en lo que sea que hayan pensado, si es que lo habían pensado. Es hora hoy, ya mismo, de traer esas ideas y planteos.

15- Súmense a militar a agrupaciones o armen las propias. No hay otro modo de volver a ser felices más que mediante la organización. El resto, son calderilla de psicoanálisis en redes con sesgados "me gusta" y opinión de cola al matadero de egolatría barata y zapatos de goma. No esperen a un mes antes de las elecciones para exagerar poses virtuales ni chillidos aleccionadores con dedos levantados o en V en fotos en asados con otras personas que se juntan para montarse y golpearse las espaldas, ni vengan después con que no pueden creer que hayan pasado tal cosa o tal otra si no hicieron absolutamente nada más que publicar en internet o hablar con la tía gorila. O se suman o arman.

O se asumen como "cualquier persona", que es lo que todos somos, pero "apolíticos". Y su único accionar político habrá sido el de votar cada dos años. La militancia es otra cosa, no te come todo el tiempo, no te hace mal y es hermosa. Animate de una jodida vez.

MUEVAN.

* Escrito por Juan Soriano

Comentarios